Peña Vieja – Canal Alucinante

La Canal Alucinante es una de las canales invernales más bonitas (si no la más) de los Picos de Europa su nivel de dificultad. Su cercanía al teleférico de Fuente Dé hace que sea una actividad que se puede hacer en el día. El ambiente alpino al recorrerla es magnífico, una actividad muy recomendable para todos los públicos.

Es una actividad de un nivel fácil, lo que no quiere decir que la pueda hacer cualquiera. Dependiendo del nivel habrá gente que la haga con o sin cuerda, cada uno tiene que ser consciente de sus capacidades físicas y técnicas, pero una caída puede tener consecuencias muy serias. Ser siempre conservadores y críticos con vosotros mismos.

Si el nivel de la cordada es de iniciación, probablemente lo que más difícil sea encontrar buenos emplazamientos de seguro y reunión a lo largo de la canal. Los hay, así que evitar ir en ensamble con seguros precarios o sin seguros intermedios, ya que de ese modo la cuerda nos da una falsa sensación de seguridad y lo único que estamos haciendo es multiplicar por 2 las probabilidades de tener un accidente. Se recomienda tener la experiencia y práctica necesaria en el uso de piolets y crampones, gestión de la cuerda, manejo del material flotante, y montaje de reuniones para poder disfrutar y progresar con seguridad.

Para que la Canal Alucinante esté en condiciones y sea considerada una actividad sencilla, es necesario que el primer resalte este completamente tapado, de no estarlo se trata de una sección de una dificultad elevada que se escaparía bastante de la dificultad de la actividad en conjunto.

La Canal Alucinante tiene una pendiente constante de unos 50º, encajonada entre esbeltos espolones que suben hacia la cumbre de Peña Vieja. Es muy recomendable ir pegados en todo momento y montar las reuniones en el lado derecho de la canal (a no ser que en la izquierda estemos protegidos por algún desplome o similar en la reunión), ya que en la parte superior izquierda hay una pared bastante descompuesta que de vez en cuando tira roca suelta de diferentes tamaños.

El collado de salida nos deja a 200m de la cumbre de una de las cimas más emblemáticas del macizo central de Picos de Europa, Peña Vieja. Esta última subida aunque no tiene una gran inclinación ni dificultad, suele ser bastante castigada por el viento y frecuentemente está helada y muy dura. Precaución tanto a la subida como a la bajada.

El descenso se hace andando por el Collado de la Canalona de vuelta al teleférico (unas 2 horas desde la cumbre al teleférico)

 

Haz click en las imágenes pequeñas para cambiar de imagen. Haz click en la imagen grande para ampliarla

Abrir chat